lunes, 17 de noviembre de 2008

Deseos...

Cuando estamos solas, nosotras, las mujeres inteligentes, sabias, independientes, seguras de nosotras mismas, confiadas y exitosas tendemos a ocupar nuestra mente con un pensamiento que nos carcome la cabeza: hombres. Todas queremos cambiar al mundo, hacer la revolución luchar por la paz y contra todo tipo de cáncer, sida, lupus. Pero la lista de preocupaciones está siempre encabezada por la falta de un macho en nuestra cama.Es que, ¿quién puede combatir el hambre en África, si después no tiene que la abrace por las noches consolándola por toda la desigualdad que reina en el mundo? Nadie, claro. Entonces nos encontramos clamando por la aparición del hombre de nuestra vida, o al menos de las próximas horas de nuestra vida.
Se dan distintas situaciones, cómo cuando te invitan a una fiesta, "¿ Y qué onda los amigos de tu novio?" "¿Van todos con novia?" "¡¿Van hombresss?!".
Cuando vas al cumpleaños de tus amigos, con la familia, y te tiran: "Uh! van a estar todos mis primos", la respuesta automática "¿si? ¿edades? ¿están buenos?"
Cuando vas a estudiar o leer a un bar sola, te la pasas mirando la ventana para ver si pasa algún chico lindo, inteligente y lo suficientemente caradura como para fijarse en vos, entrar al bar, autoinvitarse a tu mesa, hacerte reir toda la tarde, pedirte tu teléfono e invitarte a salir otro dia.
Cuando estás en el colectivo no parás de mirar quién sube. Y si viajas y está semi vacío te sentás sola en un asiento de dos y rezas para que aparezca un joven guapo y te pida un mail o número de teléfono. Y te invite a salir el finde.
No es que no tengamos cosas en que pensar, ni otros intereses. Pero estamos desahuciadas. Necesitamos encontrar a un hombre con quién compartir intereses y charlas inteligentes y tontas, serias y divertidas, y encima acompañarlas de unos buenos besos...

6 comentarios:

Sachiel dijo...

Al final era verdad, ser hombre es más fácil. Yo tengo una Cindor en la heladera y con eso ya soy feliz.

Mariann dijo...

jajajaja, viste! que capo tenés cindor...
yo tengo una leche abierta hace no se cuanto y no la quiero tirar porque siento que me va a llenar la cocina de olor a leche podrida. Sin embargo dentro de mi heladera no hay olor. Los misterios nunca develados de la vida... jojo

Anónimo dijo...

man, CINDOR!!!! mujerers para que?

princesavampira dijo...

yo pienso siempre en sexo :S
el problema es q no se con quien

knd dijo...

los hombres que dicen q ser hombre es facil son unos mentirosos y caraduras!!!

sisisisis, loco, no te conozco y a anonimo tampoco, pero pura mentira..
porque ese hombre que pasa por la ventana y te ve y piensa "como la invitaria a tomar algo" termina como felipe de mafalda, sisis, con la minita esta re bonita... y depsues anda triste por su propia cobardía e inseguridad... jaja, desmentilo!!! eh! eh!

a mi con esas... ja!

Sachiel dijo...

No se el resto, pero a mi ya no me importa nada. Salgo de casa para ir al laburo, hacer compras o alguna otra cosa por el estilo, y lo único que se me cruza por la cabeza es "Puta madre, quiero llegar a casa y seguir con mis cosas".
Cualquier cosa que implique a otra persona conlleva complicaciones que, en mi experiencia, superan ampliamente los beneficios que pueda traer.
Quizá todo se reduzca a conocer a la persona correcta, pero como el proceso no me divierte, tendrá que aparecer de la nada o seguirá siendo más fácil volver cerca de las siete de la tarde, acomodar un poco lo que quedó del día anterior, y sentarme a tomar un buen vaso de Cindor bien fría.