sábado, 14 de febrero de 2009

Día de los enamorados.

Hoy es el día del amor. San valentin fue creado para recordarnos nuestra soledad. Cómo si eso fuera necesario. Para sentir celos de otras parejas, de las flores, de los bombones. Bueno, bombones una puede comer todo el año. Es más, seamos realistas, ¿quién quiere comer bombones en pleno verano? Y las flores. ¿Acaso alguien está celoso de los muertos a los que le llevan flores asiduamente? No. Y las flores se marchitan y nos recuerdan que el amor es perecedero.

San Valentin es una fecha para cagársele de risa en la cara al amor. El día de los enamorados es uno. El de los solteros, los otros 364. Tomá!

Si el amor fueran solamente corazones rojos, rosas y postales, en lugar de estar escribiendo esto debería estar comprando cartulinas y papel crepé en una papelería.

Salgamos a festejar, como siempre, que estamos solos y el día que tengamos pareja vamos a tener sólo un día para festejar. Lero lero.

3 comentarios:

Capitana del Espacio dijo...

Yo opino que te tomes unos fernet y salgas a romper la noche... hoy no te vas del bar sino te chapas a alguien, es una orden! Jaja

Un besote :)

CRirchu dijo...

y si que le vas a hacer!!!
Festeja lo que sea cuando sea, porque tiene que haber un dia para festejar ciertas cosas....
Eso solo pasa en los cumpleaos para mi, no podes festsjarlo otro día, que podes extender los dias de festejo si, porque yo lo hago jajaja!!


Saludos!

Tuky dijo...

Tarea para hoy. Se va a un bar (preferentemente lleno de viejos, uno de esos tugurios al que jamás entraría). Se arrima a la barra, pide un wisky, pone el codo de costado y con cara de puta vieja revuelve indefinidamente los cubos de hielo en el vaso.
Si con eso sigue creyendo que es patético el día de los enamorados, vuelva a empezar pero esta vez mírese en el espejo de la barra. :)